Aspartamo – Dulce Miseria – Un Mundo Envenenado

Desperta2

Nadie está más esclavizado que aquel que se cree falsamente libre.

Salud

Aspartamo – Dulce Miseria – Un Mundo Envenenado

Este documental surgió en 2001 a raíz de las reacciones nerviosas adversas que manifestó Cori Brackett, la narradora del video y copropietaria de la productora audiovisual, luego de consumir refrescos con aspartame. De manera intempestiva comenzó a tener problemas para expresarse verbalmente, visión doble, y empezó a requerir una silla de ruedas, en un conjunto de síntomas muy similares al Mal de Parkinson.

Este fue el punto de partida para una investigación que reúne entrevistas con abogados, personas con problemas de salud asociados al uso del aspartame, activistas civiles y doctores norteamericanos que aseguran que los efectos secundarios del consumo a largo plazo de aspartame han sido subestimados peligrosamente por las autoridades. A juicio de los productores, Dulce Miseria:

“revela una de las más penetrantes e insidiosas formas de negligencia corporativa en la historia de la revolución industrial”

Agregan que estos informes han sido calificados como “hoax”, es decir, información falsa publicada en Internet por la industria de los endulzantes químicos “y en al menos otros cinco sitios de internet”. Sin embargo, sostiene que la información que revela Dulce Miseria sobrepasa cualquier sospecha de que se trate de hoax.

Efectivamente, entre los entrevistados figura el abogado de consumidores Jim Turner quien informa sobre una conversación que sostuvo con el mismísimo Ronald Rumsfeld.
El documental señala que:

“Donald Rumsfeld fue el gerente general de Searle, y al mismo tiempo, parte del equipo de transición de Reagan (1981-1989) cuando el equipo de la FDA que requería información para autorizar la comercialización del aspartame como aditivo alimenticio fue desautorizado. Hasta ese momento, el aspartame fue rechazado de manera unánime por la FDA. Lo que siguió fue una mentalidad política única sobre la ciencia”,

Respecto de otras fuentes incluidas en el documental figura el Dr. John Olney experto en patología e inmunología de la Universidad de Washington en Saint Louis (USA). Este médico es continuamente citado como fuente científica por los críticos del uso del aspartame.
Una de las líneas de investigación que ha cultivado Olney, quien además es experto en la enfermedad de Alzheimer y en males neurológicos degenerativos, se relaciona con las patologías provocadas por agentes ambientales que se encuentran en los alimentos y que se relacionan con enfermedades neurodegenerativas.
Otros de estos agentes

“incluyendo glutamate y aspartate, son usados ampliamente como aditivos alimenticios a pesar de la evidencia de que ellos destruyen las neuronas en ciertas regiones del cerebro tras la administración oral a animales inmaduros”,

señala, en relación a un estudio que publicó en 1996 en ratas.

Si bien el estudio de Olney no es categórico en cuanto a la conexión directa entre consumo de aspartame y la aparición de tumores en el cerebro, su investigación concluye que los índices de este mal aumentaron “sospechosamente” un 10% en Estados Unidos luego que el Nutrasweet fuera aprobada por la FDA en 1983.

Fue a raíz de esta investigación que la FDA volvió a reiterar públicamente en un informe, la total inocuidad del aspartame como aditivo alimenticio.

aspartamo

El Aspartame se puede encontrar en más de 5,000 productos, incluso sodas de dieta, bebidas atléticas, chicles, café, té, bebidas del tipo Kool-Aid, vitaminas para niños, antibióticos, postres lácteos congelados, como la nieve y el yogur, y muchísimos más. La molecula del aspartame consiste en 50 fenilalanina, 40 asportate, y 10 metanol. Cada una de estas sustancias puede ser peligrosa en sí, y son peligrosas en combinación.

Aspartamo Dulce Miseria – Un Mundo Envenenado

Artículo EROSKI

Comment here